Inicio

Antes de poner ‘el primer ladrillo’ del colector que recogerá las aguas residuales de la Carrera Décima, y que beneficiará a los vecinos de ese sector del Municipio, justo en frente del Hospital San Antonio, el alcalde Leonardo Donoso le explicó a la comunidad –en compañía del contratista y del secretario de Obras Públicas- los alcances, las restricciones y los beneficios del proyecto.

“Si hacemos este tipo de reuniones es para que ustedes sean conscientes de los compromisos”, les dijo enfático el alcalde Donoso no solo a sus funcionarios, sino también al contratista, al que en medio de la reunión le pidió expresamente los tres puntos siguientes, que fueron concertados previamente con la comunidad.

“Lo primero es el ingreso al Hospital. No podemos restringirlo ni un solo segundo. Y si toca trabajar de noche y de día para eso, pues debemos hacerlo”, dijo el mandatario.

Las otras dos exigencias tuvieron que ver con el establecimiento de senderos tanto para transeúntes como para ciclistas y con la flexibilización de la prohibición de parquear sobre la calle 9. “La Carrera 10 es una vía principal con flujo peatonal y de ciclistas muy alto. Obviamente tendremos restricción vehicular, pero debemos garantizar no solo el paso sino la estricta seguridad tanto de peatones como de ciclistas”, aseguró el mandatario.

En ese sentido, Donoso le pidió al secretario de Movilidad del Municipio, Jorge Iván de Castro, flexibilizar la prohibición de parquear sobre la Calle 9. “Debemos ser tolerantes sobre todo con los comerciantes. Establecer allí, en la calle 9, entre carreras 11 y 10, una especie de zona de cargue y descargue”, dijo el alcalde.

Al final de la socialización se concertó, además, una nueva reunión para el próximo martes 20 de febrero, con el fin de hacerle seguimiento a dichos compromisos.

noticias2018