Inicio

Con una pequeña dosis de nostalgia y una grande de orgullo a las 5:00 a.m. se dio inicio a la gran alborada en compañía del equipo operativo de EMSERCHÍA para conmemorar cuatro décadas entregando vida a cada hogar de Chía .

Poco a poco iban llegando los operarios, aquellos que con su trabajo mantienen viva la empresa para celebrar estos 40 años donde el alcalde Leonardo Donoso con unas sentidas palabras hizo un recorrido en el tiempo de lo que ha sido la empresa de servicios públicos EMSERCHÍA desde 1979 hasta hoy.
Recordó cómo con tan solo 37 funcionarios empezaban de manera rústica a garantizar el agua en el sector urbano de Chía.
Hoy la empresa cuenta con más de 200 funcionarios una flota de más de 30 vehículos, una tecnología de punta pero un solo objetivo: seguir llevando vida a los hogares de Chía.
Se puede decir que los cuatro años de la administración Donoso, con los cerca de 119 mil millones de pesos invertidos en agua y saneamiento básico han sido los de mayor inversión en estos 40 años.

“ Como empresa de servicios públicos y pasados 40 años tenemos grandes retos a futuro para crecer y convertirnos en una de las mejores empresas en Colombia, retos que al día de hoy estamos asumiendo con entereza “ señaló el mandatario.

La celebración se extendió hasta cerca de las 9:00 de la mañana en donde Donoso, en medio de un gran ponqué y mariachis dio cierre a la primera actividad conmemorativa de los 40 años de trabajo de EMSERCHÍA.

Luego de un trabajo arduo por parte de la administración del alcalde Leonardo Donoso, a través de la Dirección de Seguridad y la secretaría de Gobierno, la menor Laura Camero de quien ayer se dio aviso de que estaba desaparecida, finalmente apareció y hoy a las 6:45 de la mañana se reunió con su familia.

A la 10:00 de la noche una vez se conoció oficialmente la noticia de la desaparición, el alcalde Leonardo Donoso dio instrucciones precisas a sus colaboradores para iniciar la búsqueda, fue así como a través de la Dirección de Seguridad y Convivencia de la Secretaría de Gobierno se estableció contacto y acompañamiento permanente con la familia de la menor y hacia las 11:45 de la noche la menor se comunicó con su hermano Sebastián, a través de un mensaje de Whatsaap, manifestando que estaba bien.

Desde ese instante hubo contacto permanente con la pequeña quien a las 6:00 de la mañana dijo cuál era su paradero. Así, en Cajicá, en la casa de una amiga, la pequeña fue recogida y llevada a su casa.

A esta hora, la menor y su familia fueron trasladados a la Comisaría de Familia y están bajo la supervisión de la Policía de Infancia y Adolescencia para brindarles ayuda sicosocial, mientras el alcalde Leonardo Donoso, hizo un llamado a los rectores de los colegios Oficiales para que den aviso de inmediato a las familias si algún alumno no llega a clase.

noticias2018